La alta tecnología “no sirve al hombre”

nov 1st, 2012 | By | Category: Opinion

Podemos llegar a esta conclusión, puesto que siempre que ha habido avances tecnológicos, al final se apropian de ellos los más avarientos, desaprensivos, inmorales o totalmente amorales y los emplean para sus exclusivos fines. Eso es lo que ha ocurrido con lo que yo denominé (generalizando como) “Ordenadomanía”; puesto que los ordenadores, al final… ¿qué son y en qué han terminado? Pues han terminado, más o menos; en ser convertidos en una inmensa argolla con la que nos quieren controlar hasta las veces que respiramos.

Es cierto que “al comercializarse sin escrúpulo alguno”; de sus beneficios parciales, nos podemos beneficiar los que tenemos dinero para pagarlos, el resto, muere de hambre o miserias mil… y nadie se preocupa de ellos, salvo para seguirlos explotando; puesto que a través de estos ya descomunales medios, se explota hasta lo indecible las miserias humanas; incluso para recaudar inmensas cantidades de dinero que luego… “se pierden y al final van a engrosar esos pozos sin fondo, donde en realidad yacen las soluciones de todos los problemas que asolan al mundo”.

Y es así, por cuanto hoy los problemas materiales no debieran ya existir en su inmensa mayoría; hoy es posible la obtención de todo lo necesario (y mucho más) a través de la tecnología que posee el mundo; pero ya digo, todos esos medios están controlados por unas minorías y los usan para explotar y no para regular una vida social y económica; mucho más llevadera y en la que participaran todos.

Reflexiono hoy así (aunque ya lo he dicho infinidad de veces) por cuanto acabo de leer, una entrevista que recientemente hicieron al… “Padre de la era del silicio” (Carver Mead) (XLSEMANAL 19-08-2012) y en la que nos dan información del silicio desde 1787 en que lo identificó un químico francés, hasta doscientos años después en que aparece “el mágico Valle del Silicio” en California; y luego su máximo explotador, cual es el ya mentado, el que y como tantos otros, se hace enormemente rico por cuanto emprende para difundir sus inventos y aplicaciones; pero que al final muestra su fracaso, por cuanto se desprende de lo que a continuación reflejo y que someto a reflexión de mis lectores.

 “Mi mayor derrota ha sido la incapacidad de influir en la transformación del proceso educativo. Sé enseñar, sé hacer de entrenador a magníficos científicos en ingenieros, pero no he encontrado el modo de cambiar la educación. Me duele mucho ver cómo empeora. Creo que se dirige hacia una crisis… Y la crisis es lo único que puede cambiar las cosas. Simplemente hay que tener cuidado para no arruinarlo todo en el proceso”.

O sea, que al final es lo de siempre… (sea la máquina de vapor, la aviación, la era espacial… y “la leche frita”) lo que cambia es “el marco o el entorno”; pero el ser humano sigue igual o peor… En estos momentos en que escribo; a “ese bestia innombrable” y nacido en Noruega; que tras una acto terrorista que pudo ser una masacre y luego tras ello, por sus propias manos ametralla y asesina a casi cien jóvenes… lo han juzgado y lo condenan a 21 años (tres meses por cada asesinato) situándolo en cárceles de lujo, que más parecen hoteles que otra cosa… mientras, este individuo (“o lo que sea”) se burla de sus jueces, mantiene actitud desafiante e incluso se arrepiente… “de no haber matado a más”… ¿No sería más justo, el que estuviera en trabajos forzados de por vida y comiendo y bebiendo, vistiendo y habitando, en los lugares justos para que no se muriera de hambre o de frío?

Si salimos de los casos individuales o de grupo, hay como para “aborrecer” a la sociedad que nos han montado, los que dicen “gobernarla y dirigirla”; donde y aberrantemente, lucen por su impunidad, infinidad de individuos (muchos asesinos directa o indirectamente) que se hacen ricos de forma delictiva (pero legalizadas por ellos mismos) y gozando de impunidades que más que bochornosas, ya son incalificables, puesto que faltan adjetivos y calificativos para clasificarlas.

El entrevistado arriba citado, dice más cosas… “Yo he tenido la suerte de poderme ganar la vida con esto. Ahora estoy retirado, pero trabajo más duro que nunca”. No dice en lo que sigue trabajando, pero estoy seguro que será en buscar muchas más aplicaciones a la materia que le ha dado fama y riqueza; en lo otro, ya demuestra su fracaso.

Incluso a una pregunta profunda (si es religioso o no) responde: “Depende de lo que se entienda por ser religioso. A Einstein le hicieron esa misma pregunta. Y dijo que el científico es el ser más religioso del mundo, porque cree que la naturaleza responde a un orden. Por ejemplo yo creo en la evolución, en los cambios que nos llevarán a algo mejor… Si la religión implica una organización a la que me tengo que someter y que pretende saberlo todo, la respuesta es no, no soy religioso”.

En esto último coincido con el inventor… puesto que como sinteticé hace muchos años… “La nada es nada y la nada no existe, si existe La Creación se debe a Algotan inmensamente inconmensurable que hay que creer en esa Causa, puesto que el resto somos simplemente efecto”… ¿Para qué fue y fuimos creados? ¡¡Ah aquí acaban las preguntas y las respuestas!! El único consuelo que personalmente he experimentado y procuro seguir haciéndolo cada día, es… “simplemente acostarme muy tranquilo y que mi dormir no sea alterado por ningunos remordimientos”; puesto que… ¿Acaso soy yo responsable de mi propio existir? Seguro que no… “por tanto esa parte no me pertenece y no tiene por qué preocuparme… allá lo que tenga que ser y será”.

Antonio García Fuentes (Escritor y filósofo) www.jaen-ciudad.es

Tags: , , ,

Dejar Comentario