El Gobierno como moroso y mal pagador

sep 17th, 2013 | By | Category: Nacional

Gobierno MorosoLos gobiernos de España me recuerdan a ese mal pagador que es conocido en cualquier comercio normal y cuyo dueño lo atiende personalmente; y  el mismo ha de enfrentarse con la clientela, donde y como es normal… “hay de todo”; y entre ese todo, existe el mal pagador, el cara dura, el que sabe “dorar la píldora” y sin pagar lo que debe, consigue del comerciante nuevos suministros y así, con esa irresponsabilidad que algunos tienen, llegan a acumular deudas que normalmente nunca pagarán a ese “pobre comerciante”, el que ya cansado de “tal vividor”, termina por cerrarle el crédito y echarlo a la calle de la mejor forma que puede, puesto que sabe que denunciarlo “a la autoridad”, es perder el tiempo y el dinero; puesto que para el intento de cobrarle, lo primero que necesitará será un abogado y que éste, lo primero que hará es… “pedirle provisión de fondos” para iniciar el trámite de cobro.

Pues bien; metafóricamente veamos en esta metáfora al pueblo español y “como comerciante suministrador, puesto que es el que trabaja y produce y por tanto mantiene el gasto”; y al mal pagador, al gobierno del Estado y sus múltiples “gobiernillos menores”; que se llevan la mayor parte del que trabaja y produce y además, o no le pagan al suministrador, o cuando lo hacen lo realizan… “tarde, mal y nunca”, como dice el sabio dicho popular de esta tierra donde nací y vivo.

Hoy cuando escribo leo en prensa cuanto sigue… “La vicepresidenta del Gobierno dio a conocer las medidas de racionalización de las administraciones públicas, con las que se pretende ahorrar 37.700 millones, incidiendo en el esfuerzo del Ejecutivo por sacar adelante un “trabajo hecho desde casa”.

Tras estas declaraciones, que ya llevan tiempo anunciándolas por boca del presidente Rajoy; nos quedamos más o menos, como si “un dignatario oriental nos dijera que va a bajar la electricidad, el arroz y la gasolina”; puesto que estamos ya tan acostumbrados a mentiras y falacias, que ya y aunque nos lo juren en arameo, no nos creemos nada de los políticos hasta tanto no veamos realidades que lo confirmen; y estas realidades que nos anuncia la vicepresidenta, parece ser que son otra falacia más ya que las mismas y en su mayor parte son… “a título de la buena voluntad de los que han de tomarlas”, o sea… “los virreyes de las autonosuyas”, que no autonomías.

De hecho ya han salido algunos, “con las armas de la independencia legislativa en la mano” y le han hecho “un gran corte de mangas”, a los ruegos del Gobierno Nacional; el que por lo que estamos viendo, tiene poca o nula autoridad para estos virreyes; cosa no explicable y por cuanto aparte de lo que le pueda respaldar la Constitución Española (que como estamos hartos de ver es como el chicle o la plastilina, puesto que se estiraza o encoje a capricho de los usuarios) tiene una mayoría absoluta, nunca obtenida por ningún partido de esta nueva y ruinosa época y con lo que suponemos, sería más que suficiente para legislar con “un ordeno y mando justo y constitucional y para ser cumplido a rajatabla”; pero no; este gobierno dirigido por un “gallego puro”, como tal, nunca sabemos si baja o sube las escaleras; la verdad es que en ambos casos, se arremanga bien los perniles de los pantalones y no se moja jamás.

Iniciado este artículo y ya “harto de decir lo mismo pero de múltiples formas”, me he ido a la calle, a hacer “mis sondeos ciudadanos”; he visitado varios amigos y conocidos con establecimiento comercial, todos pequeños comerciantes o industriales y que en mayoría son negocios familiares.

Todos me hablan “pestes” de la situación actual… como detalle de todo ello, mi amigo Miguel, que tiene un establecimiento de “afilador” y vende algo de cuchillería; se lamenta y resume todo diciendo… ¡¡Si es que ya apenas si vienen a afilar cuchillos, tijeras y otras herramientas de uso diario!! Y éste, aún hoy, por afilarte unas tijeras o un cuchillo de cocina, te cobra un euro… “y te devuelve la herramienta perfectamente afilada; y para que no te pinches o cortes, te la da envuelta en papel de periódico”.

Curiosamente esta buena persona (que lo es) sigue el negocio de su padre, que en tiempos “lejanos” vino como afilador ambulante y se estableció aquí y aquí prosperaron lo suficiente como para vivir sin problemas y decentemente, en un establecimiento de su propiedad y situado muy céntricamente en una de las vías que llevan al mercado central, o sea una de las vías más concurridas de mi ciudad.

Si pasamos de este pequeño industrial que como Juan Palomo (“el se lo guisa y él se lo come, pues no tiene empleado alguno”) imaginemos como estarán esos otros que con dos, tres, o más empleados; están a punto de que hay que “pagar la paga extraordinaria que en la época de Franco se denominó del 18 de Julio”… y que además, les coincide con la liquidación de la renta (IRPF) y el pago trimestral del IVA y… “están todos la mar de contentos viendo las ventas bajar alarmantemente”. Hasta un agente de viajes que es también al estilo de “Juan Palomo”, me dice que las ventas van peor que el pasado año… ¡¡Pero si el turismo está creciendo dice la prensa!! (le digo) y sonriendo amargamente me responde… “será hacia abajo y estará echando raíces”.

Antonio García Fuentes (Escritor y filósofo) www.jaen-ciudad.es
Otras recomendaciones:

Tags: , , , , , ,

Dejar Comentario