El Estado y quienes lo construyen o destruyen

nov 17th, 2012 | By | Category: Nacional

El Estado, como la bandera, como la patria, la sociedad, etc.; en realidad son sólo “nombres”; lo que cuenta es el contenido de los mismos y aunque ello es “elemental”, pero muchos creen otra cosa y conviene “descarnar el pernil”; puesto que los desastres que padecemos son debidos a quienes llegando a dominar, esos entes; los emplean en beneficio propio y allegados, en detrimento de la inmensa mayoría de quienes debiera amparar esas formaciones políticas o sociales.

Reflexiono hoy así, por cuanto acabo de leer un magnífico artículo, que a su vez sintetiza el contenido de un libro que conviene leer; veamos un extracto del “extracto”.

“Los economistas Robinson (Universidad de Harvard) y Acemoglu (MIT de Massachusetts) han escrito un luminoso libro (Ediciones Deusto 2012) en el que explican por qué fracasan las naciones. Su tesis no es original, pero aplicada al caso español resulta esclarecedora. Demuestran con buena información por qué unos países son prósperos gracias a contar con instituciones democráticas que procuran el bienestar general, mientras que otros -los más atrasados-, quedan en manos de élites políticas que sólo pretenden su propia satisfacción. La prosperidad de las naciones, vienen a decir, no depende de sus riquezas naturales, sino de la calidad de sus instituciones. – Ofrecen varios ejemplos. El más evidente se localiza en la enorme frontera que separa a México y EEUU. Al norte, un país rico con instituciones democráticas que funcionan de forma razonable. Al sur, una nación donde la corrupción política ha sido la norma general. Y ponen como paradigma la figura de Antonio López de Santa Ana, que fue presidente de su país en once ocasiones. Durante ese periodo, México perdió El Álamo y Texas y se desangró por una desastrosa guerra con EEUU. No fue un caso excepcional. Entre 1824 y 1867 hubo 52 presidentes en México, la mayoría de ellos después de un pronunciamiento al margen de la Constitución”.

En este primer extracto del citado artículo, ya se demuestra el por qué, la (entonces) denominada “Nueva España”, que los nacionalistas de la época la cambiaron al actual nombre o denominación, MÉXICO; y la que era la llamada a controlar la mayor parte de la hoy USA (tres cuartas partes de su territorio perteneció a España) pasó a ser, conquistada y dominada por los norteamericanos, los que mucho mejor organizados y gobernados, llegaron a ser la primera potencia mundial que aún hoy siguen siendo.

Pero es que hoy mismo, sigue (más o menos) la misma nefasta tendencia y lo demuestra, el siguiente extracto que al medianamente inteligente, debe bastarle para comprender la realidad de los países prósperos o arruinados; veamos.

“El financiero mexicano Carlos Slim, antes de llegar a ser el hombre más rico del mundo, nunca patentó ni inventó nada. Pero tenía algo mucho más importante para ganar dinero en su país: una buena agenda de contactos. Network, que dicen ahora los modernos. Slim se quedó con la telefónica de México -Telmex- pese a que no ofreció la mejor oferta durante la privatización. Incluso llegó a un pacto con el Gobierno para retrasar el pago de la compra, lo que le permitió adquirir la compañía con los dividendos que generaba la propia Telmex. Es decir, no puso un solo peso en la operación. El otro hombre más rico del mundo, Bill Gates, por el contrario, ha amasado su fortuna gracias a la innovación, no a su agenda de contactos, y eso explica en parte los diferentes niveles de renta a un lado y a otro de la frontera. Mientras que en México un monopolio privado ha sustituido a un monopolio público, en EEUU la competencia y la apuesta por la innovación tecnológica ha creado gigantes como Apple o Google”.

El resto que es muy interesante, pueden leerlo aquí: crisis

http://www.elconfidencial.com/opinion/mientras-tanto/2012/10/14/los-otros-y-verdaderos-culpables-de-la-crisis-10025/

Lo que antecede demuestra sobradamente, el por qué hay países ricos y países pobres; lo son por cuanto la administración de los mismos, es llevada por responsables sociales y económicos que piensan en un verdadero progreso, o por el contrario, por grupos que se organizan simplemente para expoliar y llevarse todas las riquezas del territorio, que generalmente terminan depositadas en los malditos paraísos fiscales, que esa “despreciable casta de buitres carroñeros”, han creado a lo largo y ancho del mundo, para tener allí sus fortalezas inexpugnables para seguir robando todo lo que pueden y más. Esa es la pura y cruda verdad de lo que ocurre en el mundo.

Todos los territorios que habita el hombre son ricos, lo que están es mal gobernados; y de ahí surgieron y surgirán las grandes diferencias que existen, puesto que y como lo escribí hace mucho tiempo y reitero cuando es oportuno como ahora… “la mayor riqueza que contiene un territorio son los cerebros de quienes allí lo habitan”… y es claro que esa es “la principal mina” a cuidar y adecuar para un mayor beneficio de todos… y  también es claro… “vigilando el que no se conviertan en buitres y eliminando a los que pudieran haber surgido”; no hay más.

Antonio García Fuentes (Escritor y filósofo) www.jaen-ciudad.es

Tags: , , ,

Dejar Comentario